Jueves semana 28ª Tiempo Ordinario (16 octubre 2014, Sta Margarita)

De corazón a corazón: Ef 1,1-10 (“Nos ha elegido en Cristo… para ser santos… hijos adoptivos… alabanza de su gloria… recapitular todo en Cristo”); Lc 11,47-54 (“Les enviaré profetas y apóstoles”)

Contemplación, vivencia, misión: Todos somos mensajeros de la fe recibida. Algunos han recibido una misión especial. Lo más importante es el mensaje: Dios nos ama a cada uno de modo peculiar, queriéndonos transformar en “expresión” de su amor, como hijos en el Hijo, para ser “irradiación” del mismo Cristo centro de la historia. Fuera de ese proyecto, todo es confusión e ilusiones vanas.

*En el día a día con la Madre de Jesús: Cristo nos dio a su Madre que nos lleva de la mano para vivir el evangelio. "Me pareció asirme de las manos nuestra Señora" (Santa Teresa, Vida, 33,14).

*NUEVA EVANGELIZACIÓN, fidelidad al Espíritu: “Cuando una comunidad acoge el anuncio de la salvación, el Espíritu Santo fecunda su cultura con la fuerza transformadora del Evangelio… embellece a la Iglesia … regalándole un nuevo rostro” (Evangelii Gaudium, n.116)

Los comentarios están cerrados.