Jueves semana 23ª Tiempo Ordinario (10 septiembre 2015)

De Corazón a corazón:Col 3,12-17 (“Dios os ama…tened amor, que es el vínculo de la perfección”); Lc 6,27-38 (“Haced el bien… sed misericordiosos como vuestro Padre”)

Contemplación, vivencia, misión:La “misericordia” es el modo de amar de Dios, quien se da sí mismo con ternura de Madre. Así nos ha amado Jesús, para que en nosotros le dejemos amar a los hermanos con su mismo amor que transforma el nuestro en el suyo. La vida sería más hermosa si fuera siempre un trasunto de este amor. “Estas acciones comunitarias, cuando expresan un amor que se entrega, pueden convertirse en intensas experiencias espirituales” (Laudato si’, n.232).

*El Evangelio en el Corazón de la Madre de Jesús y de la Iglesia: La “misericordia” descrita en la Biblia (ya en el Antiguo Testamento) indica la “ternura materna” de Dios. Ahora vemos esta ternura materna plasmada en su Madre y nuestra, la Madre de la Misericordia.

Los comentarios están cerrados.